Puede una sociedad mercantil, que tiene perdidas no presentar al deposito las cuentas anuales?

Publicar las cuentas anuales,no es una opción. Las compañías mercantiles están obligadas a publicar sus cuentas anuales, y así lo establece la legislación mercantil, en especial el Reglamento del Registro Mercantil.
La cuestión interesante es ¿Cuales son las consecuencias de no cumplir con la obligación de deposito de las cuentas anuales en el RM?.
Ya que la decisión de no depositar las cuentas depende de la gravedad de las consecuencias de la falta del deposito, las consecuencias van desde la posibilidad de exigencia de responsabilidad solidaria al Administrador, hasta el cierre del registro de ciertos actos en el RM, amén de la graduación de sanciones administrativas y penales que en el proceso se presenten.
Así pues, el que quiera no presentar las cuentas tendrá que atar muchos cabos para salir airoso de ello y no solo ante sus acreedores.
En el supuesto que comentan algunos profesionales al respecto de si una sociedad con graves perdidas, puede no presentar a deposito las cuentas, me temo que tampoco hay opción, cuando en una sociedad se ha reducido el capital social a más de la mitad, sólo se se puede acordar aportar capital o convocar la junta para disolver la misma, en caso de que se depositen las cuentas se estaría ante un reconocimiento implícito de causa ope legis de disolución y a ello al administrador que no disuelva le acarrea ser responsable ante los acreedores de las deudas, por lo tanto lo que deberá hacer un Administrador en este supuesto es convocar la junta para disolver la sociedad, o presentar concurso de acreedores ante el juzgado.

En una sociedad en disolución y que entra en proceso de liquidación las obligaciones al respecto de las cuentas anuales son distintas a las de obligación de deposito.

La gestión del cambio

Qué no es Management democrático I. La dirección de empresas propia de otras épocas, que tienen como principios y valores los que vamos a recoger en una serie de post que se han recogido en este blog, así el post de fecha 10 de noviembre de 2008, bajo el títu … Read More

via gestión del conocimiento

La gestión de la retribución en la economía del conocimiento.

En el entorno económico actual las empresas son reacias a publicar abiertamente cuáles son sus políticas de retribución especialmente dirigidas a sus directivos, a ello contribuye una creciente situación de incertidumbre en cuanto a las previsiones de los resultados. Tampoco ayuda a la difusión las continuas noticias en prensa y las informaciones sobre blindajes e indemnizaciones astronómicas de los ejecutivos de empresas que después han presentado serios problemas económicos.

Todo esto junto con la actual crisis ha puesto el área de compensación y beneficios a ser un asunto nuevamente debatido. Fundamentalmente en PreMya, nos preocupamos por implementar modelos de retribución dirigidos hacia directivos que tienen las siguientes ideas básicas;  “payroll por desempeño” o también llamado “pay for performance” y “pay for Knowledge” o también llamado “payroll para las personas que gestiona el conocimiento en nuestra organización”

Las empresas que se plantean cambiar su modo de compensación y beneficios para sus directivos, esto es que quieren diseñar  e implantar una la política retributiva, se cuestionan si una política  basada en la gestión del conocimiento, es viable. Y si es así, ¿en qué sentido debe hacerse?.

Recientes estudios, Watson Wyatt revelan que el modelo de compensación y beneficios que se basa en la filosofía de pagos por desempeño, ampliamente supera a la distinta cuestión de la política de dirección por objetivos, que es la técnica más utilizada en las empresas de nuestro entorno. Según esta consultora de retribución, las políticas de compensación y beneficios, basadas en el desempeño, son más eficaces que otras basadas en cumplimiento de objetivos, y esto funciona en la mayoría de los casos, ya que existe una correlación positiva entre las oportunidades de recompensa y pagos realizados a los ejecutivos por su desempeño organizativo alcanzado en la empresa.

El cambio de esta política desde la dirección por objetivos hacia políticas de retribución del desempeño, Sigue leyendo

Crisis Sindical

Crisis sindicalEn muchos sectores intelectuales no se entiende la estrategia sindical para la defensa del Estado de bienestar, en la revista La factoría artículos como “Estamos incubando la próxima crisis” de Carlos Navales, son la prueba de ello.

En este blog, hemos tratado la crisis de la ciencia económica, ahora le toca a las instituciones sindicales, estamos desconcertados, estamos deprimidos y descontentos con los sindicatos y su estrategia. Sigue leyendo

El modelo productivo de la economía del conocimiento

http://3.bp.blogspot.com

El cambio de modelo productivo, significa cambios en los entornos empresariales, universidades y escuelas de negocios, en las empresas y sus organizaciones predomina todavía la vieja guardia del modelo de producción anterior, un modelo de productivo basado en la demanda y en el consumo interior, actualmente nos encontrarnos en unas sociedades donde los mercados son mucho más exigentes, la producción no debe ser dirigida a consumidores casi sin exigencias, en la actualidad por el lado de la oferta, hay un entorno empresarial muy competitivo, debido a la globalización de la economía y de los mercados, el desarrollo de una sociedad donde lo que predomina es el conocimiento, nuevas formas de producir, de trabajar, y de relacionarse e interactuar con las empresas generados por el uso intensivo de las TIC.

Los cambios son constantes, para adaptarse a las nuevas situaciones, harán falta grandes dosis de optimismo, en el cuadro que sigue se compara los dos estadios de la economía y como es en una economía basada en el conocimiento. Sigue leyendo

Sociedad del conocimiento negociación colectiva y cambio de modelo productivo.

La sociedad del conocimiento ha generado una creciente dificultad en la negociación colectiva que aparecen acompañadas por una creciente complejidad en las relaciones industriales, la recesión en el empleo ha sido tan virulenta que ha duplicado la tasa de paro, entre el cuarto trimestre de 2008 y el tercero de 2009, cada punto de contracción del PIB indujo una caída del empleo de 1,8 puntos porcentuales en España, mientras que en EU la destrucción promedio fue de 0,46 y nula en Alemania. Esta evidencia debería hacer pensar a los agentes sindicales sobre las rigideces de las instituciones del mercado de trabajo. Esta crisis, no es ya solo la crisis de caja, sino que también es la crisis del empleo, y esto es en parte como consecuencia de nuestro modelo productivo basado en el consumo, la demanda y en el intensivo crecimiento del factor trabajo, con escasos crecimientos de productividad. Un modelo especulativo que esta pasando un alto coste social. Sigue leyendo

La sociedad del conocimiento y el poder sindical.

La crisis no es solo económica, sino política y social, los cambios que están ocurriendo llevan a nuestra sociedad a un dilema mucho más fuerte de lo que parece sobre el sindicalismo y sus fuentes de poder, junto con los datos de precariedad laboral. Gösta Esping-Andersen con una analogía sobre el autobús del economista Schumpeter, autor de Capitalismo, Socialismo y Democracia (1954), en su critica contra la teoría de las clases sociales, decía: “Pero ustedes, ¿de qué clase social están hablando?. Una clase social Sigue leyendo

Reflexiones para afrontar la crisis

Estamos viviendo una etapa apasionante e histórica, que no se va a olvidar fácilmente de nuestro recuerdo. Alvaro Arias, el responsable para España de Neuman International AG. dice que  esta crisis, “nos pone a prueba y nos saca de nuestra zona de confort”.  Y como dice Isidro Pérez, de Avanza Soluciones de Internet, en una crisis como está mientras que unos lloran, otros venden pañuelos. Los cambios son siempre oportunidades y debemos leerlos en esta clave, y sacar lo positivo que hay en ellos.

Tenemos una crisis profunda, no tan sólo económica, sino por lo que representa,  un cambio en las formas de comunicarse de relacionarse y de organizarse socialmente. Estamos ante un profundo cambio Sigue leyendo

Productividad, nivel salarial y economía del conocimiento.

La productividad el nivel salarial y la competitividad, se presentan en el momento actual como conceptos de serios debates enmarcados en la inminente necesidad de afrontar reformas estructurales de los mercados de trabajo. Debates internos que surgen de posiciones de analistas económicos del seno sindical que abogan por políticas de dialogo social, véase Antonio Ferrer Sais, en el dominical del País 24 de enero, basadas en cuanto a que los salarios son estabilizadores de la economía y pueden contribuir a estimular la demanda en este momento deteriorada y a mantener y recuperar el empleo. Mientras que por otro lado Sigue leyendo

La Constitución de Telépolis

Javier Echevarria

Javier Echevarria

Los partidos políticos y las instituciones políticas utilizan Internet en su relación con los ciudadanos de forma unidireccional, es decir, circulando en una sola dirección, que es la de suministrar información de los quehaceres que más les interesan a ellos, igualmente los partidos políticos, salvo en épocas de elecciones se esfuerzan por conseguir el voto en el mercado político.

Por el contrario científicos entre ellos M. Castells y Javier Echevarría, señalan una relación directa entre Internet y la actividad política, destacando que podría ser un instrumento de participación ciudadana,  y no sólo de información a la ciudadanía, sino de información de hacen los políticos sobre lo que a la ciudadanía le preocupa, una relación interactiva cuando se refiera al ágora política, y que quiera reflejar un nuevo estadio de discusión sobre la desburocratización de la Administración pública y la superación de la crisis de legitimidad de muchas instituciones políticas entre ellas los Estados Nacionales, partiendo de una información de doble vía con una política de mayor participación ciudadana permanente, interactiva y global que ya es una realidad.
Siguiendo con ello, el problema Sigue leyendo